Payahop barre con las dudas y a ritmo de payas se lleva todos los premios

El dúo Payahop cumplió su sueño de triunfar sobre el escenario de la Quinta Vergara y con su particular propuesta de humor se consagró en su debut en el Festival, desde donde se retiraron emocionados y con todos los premios del certamen entre sus manos.

Desde que les confirmaron que actuarían durante la última noche de Viña 2014, en una jornada dedicada principalmente al público juvenil, Claudio Castillo y Fernando “Andi” Rojas confiaron que su espectáculo sería bien recibido. Y tenían razón.

Entraron a escena al son de “Insane in the brain” y rápidamente, al ritmo de sus tambores, dieron rienda suelta a un show de rimas y payas que de forma paulatina fue entusiasmando a los asistentes, quienes comenzaron a acompañarlos con las palmas.

Su presentación partió siendo sencilla y de corte blanco, pero con el correr de los minutos fue cargándose de picardía. Hacia el minuto diez, el “Monstruo” empezó a pedir a gritos que la cosa fuera sin censura y ellos, muy obedientes, le subieron el tono a la rutina cuando ya era evidente que los nervios iniciales habían desaparecido y se notaban empoderados sobre el escenario.

Cada bloque de rap tuvo las pausas necesarias para que pudieran presentar un repertorio de chistes cortos que fueron claves a la hora de echarse al público al bolsillo.

“El aplauso siempre motiva más que la plata”, dijeron en medio de la ovación de pie que les brindaron desde el palco, la platea y la galería del anfiteatro. Fue entonces que Rafael Araneda y Carolina de Moras irrumpieron en escena para entregarles la antorcha de plata. “Esto es para el pueblo”, declararon con emoción, poco antes de recibir la presea dorada.

La segunda parte de su show fue aún más “pasada para la punta” que la primera y el público lo agradeció con risas, aplausos, y dos gaviotas que recibieron casi al borde de las lágrimas.

“La hicimos”, se dijeron el uno al otro mientras se fundían en un abrazo, conscientes de que su triunfal paso por el Festival está llamado a marcar el inicio de una nueva etapa en su carrera, ahora con más oportunidades labores, y que podría permitirles alcanzar así la consolidación económica que tanto ansían.

Fuente: Emol.com

 

Comentarios

comentarios