Micropachycephalosaurus: El mini dinosaurio del Cretácico

Este lagarto que vivió durante el último período de la Era Mesozoica tenía a su haber dos récords: haber sido el dinosaurio más chico de todos, y también el del nombre más largo

De todos los dinosaurios que alguna vez existieron sobre la faz de La Tierra, realmente muy pocos pudieron jactarse de haber tenido dos récords en su bitácora: ese es el caso del diminuto Micropachycephalosaurus, el cual contaba con el registro de ser el saurio más chico que ha existido (medía solamente 35 centímetros, es decir era como un conejo); pero también tuvo el honor de tener el nombre más largo de todos (de 24 letras).

Este lagarto, cuyo nombre significa “Pequeño reptil de cabeza engrosada”, tenía un innegable parecido morfológico con otro dinosaurio herbívoro mucho más grande pero igualmente cabezón: el Pachycephalosaurus. Si bien en un comienzo se pensó que se trataba de individuos de distintas edades pero de la misma especie, después se logró determinar que eran criaturas diferentes.

Dentro del aspecto de este saurio bípedo, lo que más llamaba la atención era su cabeza con forma de cúpula, la cual era grande y dura como una roca. Se cree que se defendía a cabezazos, tanto del ataque de los predadores como de otros individuos de su misma especie.

El Micropachycephalosaurus vivió hace 75 millones de años, durante la última parte del período Cretácico, es decir hacia finales de la épica Era de los Dinosaurios, también conocida como Era Mesozoica. Tal vez una de las mayores complicaciones con las que debió lidiar este animal no sólo fueron los otros dinosaurios, sino que también tener que competir por el mismo nicho biológico con los primeros mamíferos, los cuales eran de su mismo tamaño, pero que lo superaban en velocidad, inteligencia y resistencia a las oscilaciones térmicas.

micropachicefalosaurus

Comentarios

comentarios