Mascotas y pirotecnia no son compatibles

Durante estas fechas de fin de año, es muy común que se realicen eventos masivos en los cuales se tiran fuegos artificiales. Las mascotas sufren con eso, y acá les damos consejos para evitarlo

Llega diciembre, y con ello la Navidad y el año Nuevo. Período que por excelencia es usado para estar en familia, conversar, divertirse, tomar, comer, y muchas veces juntarnos con gente a la cual no vemos en todo el resto del año. Lo que puede ser dramático es que es justo para estas fechas festivas cuando muchos olvidan a quienes sí están junto a ellos durante todo el resto del año, y que son quienes más sufren durante estas celebraciones: nuestras queridas mascotas. Esto es debido básicamente a la presencia de actos pirotécnicos, los cuales les generan miedo, pavor y hasta crisis nerviosas. Acá les enumeramos una serie de recomendaciones a considerar para evitar que sus animalitos sufran gracias a los fuegos artificiales.

1)      Hacer que se sientan resguardados. Trata de dejarlos lo más cercano posible adonde estarás tú con los invitados, para que puedan sentir que nadie más está alterado. Eso le transmitirá cierta seguridad, ya que podrán apreciar que es una situación relativamente normal.

2)      Debido a su alta capacidad auditiva, un perro o un gato siente esos ruidos en forma muchísimo más intensa y fuerte que un humano. Esto, sumado al hecho de que no saben la causa por la cual se lanzan los fuegos artificiales, es lo que les produce un alto nivel de miedo y estrés. Es por eso que, si es que estás ahí en la casa junto a tu perro o gato, hazle cariño en ese momento para hacerle saber que todo está bien.

3)      Dentro de las razas de perros, las más susceptibles a este tipo de estímulos son los Poodle, Cocker y Beagle. Si tienes uno de estos, debes saber que probablemente se verá más afectado que uno de otra raza.

4)      Lo ideal es que el animal sienta voces humanas durante los fuegos artificiales, lo cual lo puede tranquilizar un poco más. Si no estarás ahí durante esa noche, es recomendable dejar la tele prendida, siempre y cuando no sea en un canal donde también transmitan espectáculos pirotécnicos.

5)      Esto es muy importante: Nunca dejes a tu mascota amarrada durante la noche, menos a la hora del show pirotécnico. La sumatoria del estrés por los ruidos intensos, sumado a la sensación de sentirse atrapado puede ser muy dañino y hasta letal para un perro. Todo eso puede desencadenarle incluso un paro cardíaco.

6)      Si vives en un edificio, y tienes un perro o un gato, no dejes la ventana abierta durante la noche de Navidad o Año Nuevo: la mascota, en medio de la desesperación por el ruido intenso, puede saltar al vacío. Tampoco es bueno dejar la reja abierta, ya que podría salir corriendo y escaparse.

7)       Lo ideal es que el animal mantenga su rutina y horarios habituales para ese día. Sobre todo hay que tratar de no variarle mucho sus costumbres alimenticias cotidianas.

8)      Es recomendable tratar de que esté distraído con otra cosa durante los fuegos artificiales. Así, algunos minutos antes de que comience el show, puedes darle a probar un hueso o un “juguete de cartílago” para que se entretenga masticando. Eso lo relajará.

9)      De todas formas se recomienda consultar previamente al veterinario, para ver la posibilidad de que haya que administrarle algún sedante suave durante esa misma jornada, para que esté más aletargado durante el evento pirotécnico, y reaccione con menos grado de pánico.

10)   Los tranquilizantes no hay que suministrárselos siempre a una mascota, sino que solamente en ocasiones especiales, como lo son los viajes en auto, en avión y durante los shows pirotécnicos.

 

Comentarios

comentarios