Gelada, el león de los monos

Este primate habita en Etiopía, y llama la atención por su curioso aspecto, provisto de una larga melena, afilados colmillos y una mancha roja en el pecho, principalmente en los machos

En la abundante y variada familia de primates que existen en el mundo, hay dos grupos mayoritarios: los simios (sin cola) y los monos (con cola). Dentro del grupo de los monos se destaca uno con un aspecto muy feroz, el cual es conocido popularmente como Gelada, o “El león de los monos”.

Este babuino de tamaño mediano habita en lo que actualmente es Etiopía y está relativamente amenazado (quedan unos 60 mil ejemplares repartidos en diversos parques nacionales). Basta con tan sólo observar a este animal para percatarse el por qué recibe su apodo: su larga melena y sus enormes y afilados colmillos le dan un aspecto leonezco, como ningún otro primate lo tiene. Sin embargo, y pese a su apariencia agresiva, se trata de un animal pacífico, el cual solamente ataca cuando se encuentra amenazado por algún predador.

Otra de las características que distinguen al Gelada es una gran mancha roja que tiene en el pecho, la cual es mucho más desarrollada en los machos que en las hembras, sobre todo en días en que hace mucho calor o en períodos de apareamiento. Las características morfológicas de esta criatura la sitúan como un pariente cercano de otros dos babuinos emblemáticos: el papión y el mandril.

Comentarios

comentarios