Estrategias para luchar contra el estrés laboral

Acá les damos una serie de tips o consejos que está comprobado que inciden para disminuir la tensión que habitualmente se genera en medio del trabajo

No pocas personas sufren a diario de los que se denomina “estrés laboral”, es decir de cierta tensión que los hace caer en rabia o angustia a medida que nos van surgiendo inconvenientes durante la jornada de trabajo. Acá les damos una serie de consejos elaborados por la Asociación Americana de Psicología, que sirven para evitar esta desagradable sensación.

1)      Identificar la causa de estrés: Lo más fundamental para combatir el estrés laboral es hacer un análisis minucioso para determinar qué (o quién) es lo que nos causa este malestar. La mejor forma de reaccionar ante este estrés es tener totalmente identificados los patrones conductuales o las situaciones que lo desencadenan.

2)      Hacer Deportes: Una de las mejores formas de liberar tensiones acumuladas durante la jornada es hacer ejercicios al final del día. Esto puede ser muy variado, ya que hay deportes para todos los gustos. Sólo hay que elegir alguno que se adapte mejor, tanto a nuestros gustos como a nuestras capacidades.

3)      Fijar los límites: El mundo laboral y lo que hacemos en nuestro trabajo es vital para nosotros, ya sea tanto para nuestro currículum como para poder ganarnos el sustento que nos permita sobrevivir. Pero hay que tener las cosas bien claras, y lograr comprender que trabajo es trabajo y la recreación es recreación. Es muy importante saber poner los límites entre nuestro quehacer laboral y el ámbito personal. Se debe ser pragmático, y no tratar de exportar nuestros problemas personales al trabajo, o viceversa.

4)      Darse un descanso: Cada cierto rato es necesario parar y relajarse un rato. Si nos sobre exigimos durante toda la jornada, sólo facilitaremos el que el estrés se vaya transformando en un mal crónico.

5)      Mantener una fluida relación con los superiores: Nadie ha dicho que con el jefe haya que ser amigo íntimo ni mucho menos, pero siempre es muy positivo tratar de mantener una relación cercana con él, ya que eso puede ser vital para evitar que surjan futuras situaciones estresantes, las cuales puedan obstaculizar tanto nuestro desempeño como el de los demás. Es crucial tratar de ser un aporte concreto para mejorar el clima laboral en la institución.

6)      El trabajo no lo es todo: Si bien el trabajo es muy importante, recuerda que allá afuera existe un mundo completo con el cual compartir. En este aspecto, es determinante tratar de tener un apoyo externo importante que nos permita ser nuestra vía de escape al estrés. Los amigos, la familia o la pareja pueden ser muy importantes para esto.

 

Comentarios

comentarios