Epicyon Haydeni: El enorme y voraz perro prehistórico

Este canino existió durante el Mioceno en la actual Norteamérica. Era una especie de lobo pero realmente gigantesco: pesaba 170 kilos, y era un eximio cazador

Bien es sabido que durante los remotos tiempos de la prehistoria, el mundo que hoy en día conocemos era muy distinto. Poblada por enormes criaturas, la Biósfera estaba dominada por animales poderosos, los cuales se imponían al resto ya sea por la fuerza de sus fauces, o por una destreza llena de instinto que los convertía en expertos cazadores. Uno de los mejores representantes de esta camada de imponentes criaturas era el Epicyon Haydeni, el más descomunal de los antepasados del lobo y también del perro actual.

Los Epicyon fueron una familia de caninos primitivos que existieron en lo que actualmente es Norteamérica, los cuales eran muy parecidos a los lobos, tanto en su morfología como en su comportamiento. Dentro de este grupo, sin dudas el que más se destacó, precisamente por su corpulencia física, fue el Epicyon Haydeni.

Hablar del Epicyon Haydeni es referirse al que tal vez haya sido el más voraz de los antepasados del perro. Este animal era una verdadera máquina de cazar, ya que era enorme (medía poco más de dos metros de largo y pesaba 170 kilos), pero pese a ello era bastante ágil y veloz, precisamente debido a su desarrollada masa muscular. Esto, sumado a que tenía unas mandíbulas que le permitían desgarrar a cualquiera de sus presas, y también al supuesto hecho de que habría trabajado en equipo así como los lobos, le permitieron estar en la parte más alta de la cadena trófica del Mioceno.

Como datos aparte, cabe consignar que el Epicyon Haydeni vivió unos 15 millones de años, apareciendo hace 20 millones de años a comienzos del Mioceno, y extinguiéndose hace 5,3 millones, ya a fines de ese mismo período geológico.

Epicyon Haydeni

 

Comentarios

comentarios