Corucia zebrata: Un lagarto único en el mundo

Este peculiar reptil existe solamente en algunos lugares de Papua Nueva Guinea y en dos islas del archipiélago de las islas Salomóm. Está en peligro de extinción

Corucia zebrata adulto y joven

La apariencia de la Corucia zebrata o “escinco gigante” llama poderosamente la atención a quiénes logran conocerla. Se trata de un reptil relativamente grande, cuyo tamaño puede llegar a fluctuar entre los 60 a los 82 centímetros de largo (contando su prolongación caudal). Sin embargo, su mayor particularidad es su cabeza voluminosa y maciza, además de afiladas garras y una cola prensil muy adaptada para trepar a los árboles y colgarse, tal cual como lo hacen los camaleones.

El hábitat natural de este reptil son las densas selvas tropicales, escondiéndose entre las ramas de árboles y otras plantas durante el día, para salir en la noche ya que es un animal de comportamiento básicamente nocturno. Esta criatura, que come vegetales e insectos, puede llegar a vivir hasta 15 años.

Actualmente se encuentra en estado amenazado, ya que existe solamente en dos islas del archipiélago de las Salomón (Bougainvilla y Buka), y además en lugares muy recónditos de Papua Nueva Guinea. Otra de sus curiosidades es que cuando advierte la presencia del peligro, se pone a resoplar e hincha su cuerpo. Solamente ante un riesgo inminente opta por la opción de atacar, usando su potente mandíbula con la cual puede causar profundas y dolorosas heridas.

Comentarios

comentarios