CIA desclasifica sus ‘Expedientes secretos X’ de la vida real

La semana pasada, la CIA estableció la tendencia de los ‘Archivos X’ y publicó listas de sus principales documentos desclasificados sobre OVNI.

Las listas, tituladas “Top 5 de los documentos de la CIA, Mulder, que le encantaría tener en sus manos”, y “Los 5 documentos de la CIA, Scully, que le encantaría tener en sus manos”, son historias particulares de la década de entre 1940 a 1950.

Este fue un período de intenso interés de la CIA en objetos voladores no identificados (Ovnis). Al mismo tiempo, la fuerza aérea registró 12.618 avistamientos, de los cuales 701 continúan como “no identificados”, como parte del Proyecto Blue Book.

X-files-2-674x450-674x400

El ex jefe historiador de la CIA, Gerald K. Haines, es citado diciendo: “Si bien la preocupación de la Agencia sobre los ovnis fue sustancial hasta principios de 1950, desde entonces la CIA sólo prestó atención limitada y periférica al fenómeno”.

Uno de los casos fue titulado “Platillos voladores reportados en Alemania Oriental en 1952”.

Oscar Linke, ex alcalde de Gleimershausen, Alemania, informó de un avistamiento ovni. El informe dice: “Según esta historia, un objeto ‘que se asemeja a un enorme platillo volador’, tiene un diámetro de unos 15 metros [16,5 yardas], aterrizó en un claro del bosque en la zona soviética de Alemania”.

Se le reventó un neumático de su motocicleta mientras viajaba con su hija de 11 años. Cuando fueron sacados de la cuneta, vio a dos hombres como a 45 yardas desde donde él estaba.

Informó que: “Parecían estar vestidos con ropa metálica brillante. Eran encorvados y miraban algo sobre el suelo”.

Linke se movió más cerca, hasta que estuvo como a 10 yardas de distancia. “Miré por una pequeña valla y desde allí noté un objeto grande cuyo diámetro estimé entre 13 y 15 metros [14 – 16 yardas]. Parecía un platillo volador.

“Había dos filas de huecos en su periferia, como de 30 centímetros [1 pie] de circunferencia. El espacio entre las dos filas era de unos 0,45 metros [17 pulgadas]. En la parte superior de este objeto metálico estaba una torre cónica negra cerca de 3 metros [10 pies] de altura”.

Las dos figuras se dieron cuenta cuando su hija de 11 años lo llamó. Ellos entraron en la máquina. Notó que uno de ellos “tenía una lámpara en la parte delantera de su cuerpo que se iluminaba a intervalos regulares”.

Parte de la máquina comenzó a brillar con una luz verde que luego se puso roja. Escuchó un zumbido. La parte cónica se trasladó desde la parte superior a la parte inferior del objeto. Giraba mientras se levantó en el aire, al parecer rodeado de llamas.

Linke, indagó más adelante el suelo donde observó la máquina, y comprobó que las marcas estaban frescas.

El informe afirma: “Muchas otras personas que viven en la misma zona como Linke, vieron después un objeto que creían era un cometa”.

“Yo nunca había escuchado hablar del término “platillo volador” antes de salir de la Unión Soviética dentro de Berlín Occidental”, dijo Linke. “Cuando vi este objeto, inmediatamente pensé que se trataba de una nueva máquina militar soviética”.

El universo está lleno de misterios que desafían nuestro conocimiento actual. En “Explorando Enigmas”, La Gran Época recoge historias sobre estos extraños fenómenos que estimulan la imaginación y la abren a impensables posibilidades. ¿Son verdad? Usted decide.

56a89e06c46188036b8b45ba

Comentarios

comentarios